COMPETICIÓN    AVENTURA   INICIACION   ORIENTACIÓN   PRUEBAS ESPECIALES 



Noticias Raids Nacionales

 ¿Qué es un Raid de Aventura?  

Disciplinas

Calendario

¿Qué es un Raid de Aventura? 

UN CONCEPTO

    El Raid de Aventura es una competición multidisciplinar destinada a probar la capacidad de resistencia, de navegación y de supervivencia de equipos en completa autonomía.
    Los participantes deben completar un extenso recorrido de orientación, en el menor tiempo posible, superando las dificultas naturales que encuentren a su paso, utilizando exclusivamente sus propias fuerzas, sin recibir ayuda externa, ni valerse de medios motorizados (a pie, btt, canoa, esquís, cascos, cuerdas, guantes, bastones, etc.).
 

    El recorrido ha de ser desconocido de antemano y se organiza en etapas, secciones, pruebas especiales y puntos de control intermedios, de paso obligado o voluntario. El itinerario entre controles es libre y no estará señalizado en el terreno.
 
    Cada equipo elige su estrategia, las balizas que vista o las que sacrifica, las pruebas especiales que realiza en relacion a sus posibilidades y el cómputo total de tiempo para no llegar tarde a meta.

    Toda una aventura donde cabe la iniciación, el perfeccionamiento y la pura competicion de superación.
 

ORÍGENES 

    Aunque el origen del Raid de Aventura no se conoce con certeza, la primera prueba documentada se remonta a 1968 con la celebración del Maratón de Montaña Karrimor, el cual aún se celebra en la actualidad. Posteriormente le sucedieron
pruebas como el I Ironman Alpino de Nueva Zelanda o el Marathon Wilderness Classic de Alaska.

     Sin embargo la competición que sentó las bases de filosofía general del Raid de Aventura se celebró en 1989: el I Raid Gauloises. Una prueba de gran resistencia, en la que los competidores debían portear todo el material necesario para subsistir varios días, dependían de sus propias fuerzas y habilidades para recorrer una distancia establecida y los medios de desplazamiento permitidos eran no motorizados. El itinerario no estaba predeterminado, tan solo era obligatorio pasar por unos puntos intermedios, que debían encontrarse con la ayuda de mapas topográficos.

     Por tanto las cuales principales eran la capacidad de resistencia y orientación más que las habilidades técnicas en las distintas disciplinas, las cuales solo eran útiles mientras sirvieran para avanzar, para reducir las distancias y las dificultades, con el
mínimo esfuerzo.